Cine barcelona julio

La mayoría de los documentalistas que asoman la cabeza en la cartelera barcelonesa son de dos géneros muy claros: los políticos y los biográficos. Esta semana tenemos uno de cada. Por un lado, La doctrina del Shock, basada en el ensayo de Naomi Klein, famosa por No Logo, y por el otro Senna, sobre la figura del piloto más famoso de todos los tiempos.

La doctrina del Shock es un documental político clarividente, y está lejos de la simpleza de un Michael Moore. Demuestra que los documentales militantes y panfletarios, en el buen sentido de la palabra, tienen su propio valor. Su enérgico director, Winterbottom, nos cuenta a través de un montaje ágil cómo se han ido introduciendo las doctrinas neoliberales de Friedman y sus Chicago Boys por todo el planeta, utilizando los momentos de crisis: el golpe de Pinochet, Videla, la Tatcher o la caída de la Unión Soviética, entre otros. Donde la oscarizada Inside Job se quedaba en la superficie del problema (¡oh, nuestro sistema capitalista era la ostia pero unos desalmados nos lo han secuestrado y pervertido, debemos recuperarlo!), La doctrina del Shock supone un análisis mucho más profundo sobre si realmente es el sistema el que falla.

Utilizando sólo imágenes de archivo, en su mayoría pertenecientes a las propias carreras, Senna se centra en los años de élite del piloto brasileño. La película es un prodigio de montaje. Sus desavenencias con Proust y con los gerifaltes del campeonato son lo más destacable, cuando el director encuentra a sus antagonistas. No explota del todo la personalidad de Ayrton, y se echa en falta conocerle en su faceta personal para comprender ese tono elegíaco que se repite durante todo el film: “Si no compito, no vivo”, que alcanza el clímax con su muerte y su reencarnación en nuestro torero patrio José Tomás.

Written By
More from staff

tendencias barcelona 012

Salir de fiesta con una caja de cartón en la cabeza:// Parece...
Read More

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *