Que nos dé un infarto

infartoSi a usted le da un infarto en la provincia de Barcelona, está de suerte. Puede usted dar a sus arterias la libertad de taponarse a cualquier hora, porque la unidad de hemodinámica -que es la que se encarga de estas cosas- de su centro está abierta 24h. Pero si la hora le llega en Lleida, Tarragona o Girona, más le vale que sea entre las ocho de la mañana y las de la tarde, porque sino, se puede usted quedar en el sitio, como le ocurrió a un hombre en Tarragona el día de Navidad.

Ahora el Síndic de Greuges, Rafael Ribó, ha abierto una actuación de oficio para investigar el riesgo que conlleva que la unidad en cuestión no esté permanentemente abierta en las tres provincias. ¿Por qué en Barcelona sí y en el resto no? ¿Porque está más poblada, porque sale más en la tele, porque viven más políticos y gente importante en ella?

O igual porque nos puede dar un infarto con CiU y ERC y sus tejemanejes en el Parlament. El Partido de Junqueras ha vuelto a salvar, por cuarta vez, a Artur Mas de comparecer ante la comisión que investiga el fraude fiscal cometido por Jordi Pujol & company (que no familia, eso es una empresa). La petición la había formulado el PP en boca de Santi Rodríguez y la habían apoyado todos los partidos menos los dos que mandan. El argumento, otra vez este, que es estupendo: “el lugar donde debe dar explicaciones el líder de CiU es la comisión de asuntos institucionales y no en esta comisión de investigación”. ¿Nos pierde la burocracia, las ansias de poder o la independencia por delante de todo? Cuando yo estudié, ser de izquierdas era poner la izquierda por delante de todo. Ahora debe de ser otra cosa.

More from Esperanza Escribano

Si te organizas, puedes

Ayer se cumplían nueve años del 4F, de la Ciutat Morta. Unas...
Read More

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.