Otro año más —y ya van trece— se cierra el mes con el festival de documentales más popular de la ciudad: In-Edit Barcelona (29 octubre – 8 noviembre). Por si queda algún despistado, el In-Edit ofrece una nutridísima selección de documentales musicales, repartidos en una selección a concurso, retrospectivas, homenajes y actividades paralelas. La más jugosa este año para todos los treintañeros vermuteros son unas sesiones gratuitas los domingos 1 y 8 de noviembre que arrancan a las 12 de la mañana y que incluyen la proyección de un documental, Dj´s, una feria de discos y el aperitivo. Madruga y pelea por tu alimento.

Hemos seleccionado 4 documentales entre su programación:

[dropcap type=”circle” color=”#ffffff” background=”#f37021″]1[/dropcap]Sweet Micky for President. Pras Michael y Wyclef Jean, dos de los integrantes del archiconocido grupo Fugges regresan a su país natal, Haití, para involucrarse en la campaña a las presidenciales apoyando la candidatura de la mordaz y genuina pop star Sweet Mickey.

[dropcap type=”circle” color=”#ffffff” background=”#f37021″]2[/dropcap]La muerte en la Alcarria. Los hermanos Cubero, una pareja que cultiva la música folk castellana con influencias del bluegrass yanqui, se han hermanado con el joven y prometedor director Fernando Pomares para ofrecernos una road movie poética con el paisaje árido de la Alcarria de telón de fondo.

[dropcap type=”circle” color=”#ffffff” background=”#f37021″]3[/dropcap]Jaco. Documental sobre la irrepetible figura de Jaco Pastorius, el tipo que reinventó el bajo. Jaco, genuino y apasionado autodidacta, modificó su bajo consiguiendo adaptarlo para tocar melodías principales y solos influyendo decisivamente en la historia del Jazz. A partir de la década de los 80 fue diagnosticado de maníaco depresivo. Su posterior alcoholismo lo llevó a la calle y a su temprano final.

[dropcap type=”circle” color=”#ffffff” background=”#f37021″]4[/dropcap]Daft Punk Unchained. Perteneciente a la sesión inaugural, un front line sin competencia. Ya conocéis todos a estos Dj’s franceses que han hecho de su anonimato el arma más poderosa de promoción y que a buen seguro es uno de los martilleos del documental.